Con la entrada del nuevo año, cuatro comunidades autónomas han introducido variaciones en el tramo autonómico del impuesto de carburantes, lo cual supone que algunas de ellas han sufrido reducciones mientras que otras incrementos.

Entre ellas, encontramos comunidades como Castilla y León, Aragón, Navarra y Andalucía, las cuales han modificado el impuesto sobre los hidrocarburos. En el primer caso, Castilla y León, han optado por eliminar el tramo autonómico, lo cual se traduce en una bajada de precios de la gasolina y los gasóleos.

Por otro lado, la comunidad de Aragón ha decidido aplicar por primera vez el céntimo sanitario, aunque ha prometido devolverlo a los transportistas y taxistas.

En el caso de Navarra, después de derogar el impuesto en el año 2013 su gobierno a decidido volver a implantarlo aumentando 2,4 céntimos por litro, que aseguran que también será devuelto a los transportistas y taxistas.

Por último, la comunidad de Andalucía era la única comunidad que no había establecido la posibilidad de devolución a los transportistas y taxistas. A partir de este més de enero ya se podrá solicitar la devolución del impuesto.