La facturación del comercio electrónico en España aumentó durante el primer trimestre del año un 24,5% respecto al mismo periodo del curso anterior, llegando a alcanzar los 4455,7 millones de euros.

Según datos ofrecidos por la Comisión Nacional de los Mercados y la Competencia (CNMC), los sectores con más ingresos económicos fueron el sector turístico con un aumento del 15,7% y el sector logístico, concretamente el transporte aéreo con un 8,6%.

El número de transacciones subió hasta las casi 68 millones, un 14,9% más que en el mismo trimestre del año anterior. En el análisis geográfico, las webs de comercio electrónico acapararon el 57,2% de los ingresos en el primer trimestre de 2015. El 42,8% restante se corresponde con compras con origen en España hechas a webs de comercio electrónico en el exterior.

La balanza comercial, la cual entendemos como la diferencia entre las exportaciones y las importaciones, reflejan un déficit de 1099 millones de euros.

Por número de transacciones, el 44,3% de las compra-ventas se registran en webs españolas y el 55,7%, en webs del extranjero.

El volumen de negocio de las transacciones con origen en España y dirigidas hacia el exterior fue de 1909 millones de euros. El 89,9% de las compras desde España hacia el exterior se dirigen a la Unión Europea, seguidas de Estados Unidos, un 4,1%.