Tras conocerse la sentencia del Tribunal de Justicia de la Unión Europea, el Gobierno de Italia se ha unido al conjunto de países que han implantado la prohibición de hacer el descanso semanal en cabina. Además, el Ministerio de Interior del país italiano, ya han previsto sanciones económicas de hasta 1.600 euros para aquellos que incumplan la norma.

Italia ha sido el último país europeo en prohibir el descanso semanal normal en la cabina de los vehículos de los conductores profesionales. El Ministerio de Interior ha publicado una norma en la que se comunica que todos aquellos conductores que incumplan las normativas relacionadas con los periodos de descanso, previstas en el Reglamento (CE) 561/2006 quedarán sujetos a sanciones económicas de hasta 1.054 euros.

Para los conductores que incumplan en más del 10% del límite permitido de periodos de descanso semanal establecidos en el reglamento la sanción ascenderá hasta los 1.476 euros. Finalmente, si se supera en un 20%, la ley tiene prevista para los conductores sanciones administrativas de hasta 1.686 euros.